El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

   
   
Alitalia: Silvio Berlusconi amenaza con nacionalizarla
El primer ministro electo, Silvio Berlusconi, tuvo una dura confrontación con la Unión Europea, al amenazar con nacionalizar a Alitalia, si es bloqueado un préstamo de emergencia del gobierno destinado a evitar la bancarrota de la empresa aérea.

Berlusconi dijo que piensa seguir con un plan para conseguir que un grupo de inversionistas privados tomen un 49,9% de las acciones en poder del Tesoro de Italia, pero también dijo que el Estado, o más específicamente la empresa de ferrocarriles controlada por el estado, podría comprar Alitalia.

"Si ellos continúan mostrándose pesados, adoptaremos una decisión por la cual Alitalia será comprada por el estado", dijo Berlusconi. "Si la Unión Europea no nos ayuda y continúa como hasta ahora, Alitalia será comprada por el Estado, por los Ferrocarriles del Estado. Es una amenaza, no una decisión adoptada".

El comisario europeo de Transportes, Jacques Barrot, alertó al gobierno italiano que se rechazará cualquier nueva ayuda a Alitalia, más allá del préstamo de 300 millones de euros que actualmente examina.

En cuanto al crédito ya concedido, el funcionario indicó que la Comisión Europea examina "si este apoyo de urgencia se analiza como una ayuda pública absolutamente incontestable o si por el contrario es un préstamo que eventualmente podría apreciarse de forma diferente".

En Bruselas, el portavoz del comisario, Michele Cercone, recordó que Alitalia fue objeto de un plan de ayudas públicas que concluyó en 2001, por lo que, en virtud las normas comunitarias, no puede recibir por el momento nuevas subvenciones estatales.

El jefe del Gobierno italiano saliente, Romano Prodi, decidió en concertación con su sucesor y vencedor de las elecciones legislativas, Silvio Berlusconi, conceder 300 millones de euros a Alitalia para que pueda seguir funcionando mientras se le busca una solución de continuidad.

Las autoridades italianas han empezado a entregar al Ejecutivo comunitario documentos para que lleve a cabo un examen de esa ayuda con la esperanza de recibir el visto bueno de Bruselas.

Por su parte, aerolíneas europeas denunciaron a Italia por querer entregarle un crédito de emergencia a la deficitaria aerolínea nacional Alitalia, porque sería una ayuda estatal ilegal.

Por ejemplo, la aerolínea irlandesa Ryanair reclamó airadamente y llamó a la Comisión Europea a detener el préstamo. British Airways y la escandinava SAS también dijeron que consideraban acciones contra la medida.

Más allá de las decisiones que se tomen en el sector aerocomercial, en la Unión Europea o en el gobierno italiano, el futuro de Alitalia parece cada días más complejo.

ROMA (CÓDIGO AÉREO) -

volver a portada >  
   
   

© Copyright 2001-2015 Norberto Dupesso. Todos los derechos reservados.